• LA nueva mirada
Lunes, 03 Junio 2019

El 70% de los abogados españoles considera que los despachos pequeños garantizan una mejor calidad de vida

8 de cada 10 abogados estarían dispuestos a renunciar a parte de su sueldo para conciliar su vida personal y laboral.

Fuente: Confilegal https://confilegal.com/20190507-8-de-cada-10-abogados-espanoles-estarian-dispuestos-a-renunciar-a-parte-de-su-sueldo-para-conciliar-su-vida-personal-y-laboral/

Lefebvre y el Instituto de Salud Mental de la Abogacía (ISMA) han entrevistado a más de 700 abogados de todo el país con el fin de conocer su situación actual, sus niveles de salud y bienestar y sus perspectivas de futuro. 7 de cada 10 abogados afirman tener jornadas laborales semanales de más de 40 horas y casi un 13% trabaja más de 60 horas semanales. Por otra parte, solamente el 8% consideran sus ingresos muy satisfactorios, siendo la mayoría hombres que trabajan en grandes despachos. Además, un 64% de los encuestados asegura poder teletrabajar en sus empresas, aunque el 63% quisiera poder hacerlo más a menudo. Este porcentaje aumenta hasta el 71% en el caso de las mujeres. Aunque el 75% de los abogados españoles está satisfecho con el desarrollo y ritmo de su carrera profesional, 3 de cada 10 escogerían otra carrera si pudiesen volver atrás.

El objetivo del estudio, que se presentará en el XII Congreso Nacional de la Abogacía, no es otro que contribuir a hacer de la abogacía una profesión más sostenible, que genere felicidad y cuyo ejercicio no resulte una carga o una obligación. En palabras de Sara Molina Pérez-Tomé, miembro del Comité de Bienestar del ISMA-MHILP y coordinadora del informe, "un alto nivel de estrés está estrechamente relacionado con aspectos empresariales y de rentabilidad como la rotación y/o fuga de talento valioso en las organizaciones". Por su parte, Manel Atserias Luque, presidente del ISMA, asegura estar convencido de que "nuestro bienestar contribuirá a que la ciudadanía vea sus derechos mejor defendidos".

Con esta iniciativa José Ángel Sandín, CEO de Lefebvre, reafirma la apuesta de la editorial por la innovación en el sector jurídico. "Desde Lefebvre trabajamos para ofrecer a los abogados y asesores jurídicos soluciones, herramientas y contenidos de valor que les permitan optimizar su actividad y mejorar la gestión de su tiempo", ha manifestado.

Esta primera parte estudio, se ofrece un análisis sobre la calidad de vida de los abogados españoles, la dedicación horaria al trabajo, el tipo de jornada, el trayecto al trabajo, la realización de otras actividades remuneradas, el teletrabajo, las tareas administrativas y su grado de satisfacción profesional.
¿Existe diferencia entre pequeños y grandes despachos en cuestión de calidad de vida? Según el estudio, sí. Por lo que afirman 7 de cada 10 abogados, son los despachos pequeños (constituidos por menos de 6 empleados) los que garantizan una mejor calidad de vida. Si se les pregunta si estarían dispuestos a reducir su jornada y sueldo a cambio de una mayor calidad de vida, lo tienen claro: la mayoría (82%) estaría dispuesta, de algún modo u otro, a renunciar a parte de su sueldo para poder conciliar su vida personal y familiar con la laboral. Por el contrario, solo el 11% prefiere trabajar más y una mayor retribución salarial.

¿Cuántas horas semanales dedican los abogados españoles a su trabajo? El 73% afirma tener jornadas laborales semanales de más de 40 horas. De ellos, más de un 60% cumple con jornadas semanales de entre 40 y 60 horas, y un nada desdeñable 13% con jornadas superiores a las 60 horas semanales. Gracias al estudio, se observa una ligera diferenciación en cuanto a género. Mientras en el conjunto de abogados que trabajan más de 60 horas semanales no existen prácticamente diferencias entre hombre y mujeres, cuando hablamos de entre 40 y 60 horas el porcentaje es mayor entre los hombres (64% vs 57% de las mujeres). Por tipo de empresa, parece que el trabajo en un gran despacho supone la realización de jornadas más elevadas. De las personas que trabajan en un gran despacho, observamos cómo el 81% realiza jornadas de más de 40 horas (frente al 73% de quienes trabajan en un despacho pequeño y el 70% de quienes trabajan en un despacho unipersonal). Un 71% tiene jornadas de entre 40 y 60 horas (frente al 60% de quienes trabajan en un despacho pequeño y el 57% de quienes trabajan en un despacho unipersonal) y un 10,5% tiene jornadas de más de 60 horas (frente al 13,2% de quienes trabajan en un despacho pequeño y el 13,5% de los que trabajan en un despacho unipersonal).

La mitad de los abogados españoles asegura dedicar más del 21% de su jornada laboral a realizar tareas administrativas y la mayoría (80%) preferiría realizar cuestiones distintas a las meramente administrativas, durante su jornada laboral. Para conseguirlo se han desarrollado tecnologías como Lex-On, una solución integral para la gestión de despachos creada por Lefebvre y que será presentada en el XII Congreso Nacional de la Abogacía. Se trata de una herramienta ágil y sencilla con la que se puede gestionar un despacho desde cualquier lugar (desde los expedientes y datos de clientes hasta la agenda o el correo) y que permite trabajar desde la nube siempre asegurando la máxima seguridad de los datos del despacho y los de sus clientes.

Prácticamente la mayoría (87%) de los abogados españoles tiene jornada partida, con entre una y dos horas para comer (60%), aunque existe un 29% que afirma tener menos de una hora y un llamativo 11%, más de dos horas. Las comidas de negocios parecen estar en desuso y sólo un 4% de los abogados españoles afirma tenerlas de forma muy habitual. Además de comer, ¿a qué dedican ese tiempo los letrados españoles? El 43% lo dedica a actividades personales como ir al gimnasio, hacer recados, verse con amigos, etc. Aunque un porcentaje muy similar, 41%, preferiría recortar este tiempo "para comer" y salir antes del trabajo. Un número sustancial de las mujeres se muestra favorable a esta vía (49%), mientras que salir antes constituye una preferencia algo menor entre los hombres (34%).

Si hablamos de flexibilidad, el 90% de las personas encuestadas dice tener cierta flexibilidad para entrar y salir (51%) o incluso no tener horario (39%). Sólo el 10% de los abogados españoles asegura tener un horario fijo. La mayoría de los encuestados (75%) vive relativamente cerca de su lugar de trabajo y tarda menos de 30 minutos en llegar. El 25% restante vive a una mayor distancia o, viviendo cerca, tarda más debido al tráfico en grandes ciudades como Madrid o Barcelona.

En cuanto al análisis de la satisfacción con los ingresos, solamente el 8% los consideran muy satisfactorios, siendo la mayoría hombres (11%) que trabajan en grandes despachos (18%), frente al 5,9% de quienes trabajan en despachos pequeños y el 6,2% de quienes trabajan en despachos unipersonales. Sólo un 31% de los abogados españoles afirma no estar nada satisfecho con su sueldo, más mujeres (34%) que hombres (28%) y entre quienes trabajan en despachos unipersonales (36%, frente al 30% de quienes trabajan en despachos pequeños y el 22% de quienes trabajan en despachos grandes).

En cuanto al teletrabajo, el informe destaca que está cada vez más implantado en esta profesión. De hecho, un 64% de los encuestados afirma poder teletrabajar en su empresa, pero también es cierto que se concibe como un complemento de la jornada laboral y no como un medio sustitutivo.
No obstante, el 63% (un 71% de las cuales son mujeres), preferiría poder trabajar más desde casa, eliminando el elemento presencial y solo el 37% estaría conforme en trabajar desde su puesto y no desde casa.

¿Cuál es el nivel de satisfacción personal de los abogados españoles con el desarrollo y ritmo de su carrera profesional? ¿Y el de su familia? El 75% se muestra satisfecho. De ellos, un 68% son socios de un despacho (74% hombres frente a 62% mujeres), un 20% son abogados seniors (18% hombres vs 23% mujeres) y un 12% abogados juniors (8% hombres frente 15% mujeres). Si hablamos del nivel de satisfacción familiar, ese porcentaje baja hasta el 59%. Vistos los datos, al preguntar a los letrados españoles si se arrepentían de haber escogido la abogacía como profesión, el 66% afirma que volvería a ejercer como abogado, aunque sólo un 34% lo haría con seguridad. En último lugar, 3 de cada 10 letrados españoles asegure que preferiría dedicarse a otra profesión distinta a la de abogado.

2019 #seamoselcolegio